943 945 078

blog

Nos encontramos en nuestras casas con averías de fontanería que se repiten con frecuencia, otros que aparecen inesperadamente, y otros que van empeorando poco a poco con el tiempo.

En este blog intentaremos explicarte cómo solucionar tú mism@ algunos de estos problemas.

Muchas veces nos encontramos con atascos en el fregadero de cocina, el agua se estanca o pasa con mucha dificultan por el sifón. A este problema se le suele añadir el mal olor que desprende el desagüe. Este problema normalmente se origina por los residuos que se nos van por los desagües a la hora de limpiar los platos. Si el caso es leve, normalmente se soluciona con remedios caseros, como por ejemplo echando bicarbonato con agua muy caliente por las tuberías. Si el problema persiste, recomendamos utilizar desatascadores. En este blog te explicamos cómo intentar solucionarlo: http://bit.ly/28RVFZr

En el caso de grifería, puede que notes que salen impurezas o que el caudal ha disminuido notablemente. Esto ocurre cuando el filtro está lleno de cal o tiene impurezas por el agua. Si es por el primer caso, suelta el filtro y mételo en un vaso con una solución de agua y vinagre, déjalo toda la noche y a la mañana siguiente vuelve a colocarlo. La cal habrá desaparecido y volverás a tener el caudal de antes. Te recomendamos que instales aireadores ahorradores, con ellos conseguirás ahorras hasta un 60% en el consumo de agua.

Otra de las averías comunes es notar que el descargador del inodoro gotea. Normalmente esto sucede por el desgaste de la junta del mecanismo que se desgasta con el tiempo. Existen en el mercado descargadores universales para prácticamente todo tipo de cisternas, son éconómicos y muy fáciles de instalar, muchas veces basta con soltar el antiguo y reemplazarlo por el nuevo, otras, tendrás que soltar la cisterna y cambiarlo entonces; tampoco es una operación complicada.

Si tienes alguna duda, llama al 943 945 078, de lunes a viernes de 8:00 a 13:00 y de 15:00 a 18:00 o envía un correo a info@inhogar.net y nuestro equipo de fontanería te ayudará gustosamente a solucionar tu duda.

water-783355La primera prueba de que el desagüe de tu lavabo, fregadero, bañera o plato de ducha se está atascando la ves cuando el agua se va más lentamente por el sifón.
Muchas veces nosotros somos los causantes de estos atascos. ¿Se te ocurre cómo?
Te damos algunos ejemplos y qué pautas seguir para que esto no te suceda.
.-Los detergentes, geles de ducha o jabones que usamos se van acumulando en las cañerías, si aparte de esto echamos el aceite de cocinar por la fregadera conseguimos que estos jabones se adhieran más fácil.
.- El los platos de ducha y bañeras se recogen mucha cantidad de pelo en sus sifones. Una limpieza periódica facilitará que el agua fluya mejor y tengamos menos posibilidades de atascos.
.-Evita en la medida de lo posible que la comida se cuele por la tubería del fregadero. Basta con poner un tapón con agujeros para que los restos se queden en él y con que lo limpies después de cada fregado ayudarás a que tus tuberías estén en mejor estado.
Cuando te des cuenta que el agua empieza a correr más lento por tus desagües lo acertado es recurrir a un simple desatascador, probablemente te baste con esto.
A pesar de que a veces se recomienda utilizar alambres o algún objeto que ayude al desatasco, nuestra opinión es contraria a estos usos ya que se nos pueden colar en las tuberías y hacer que el problema sea mayor o incluso perforar o dañar la tubería.
Si el problema persiste, tendrás que llamar a un profesional.