943 945 078

Es importante cuidar nuestras tuberías para evitar atascos y reparaciones de fontanería.

¿Cómo prevenir los atascos?

Os dejamos aquí algunos de los problemas más comunes y sus soluciones más sencillas.

*Si ves que tu inodoro tarda en evacuar el agua, algo no funciona bien. El problema puede estar bien en el codo de evacuación, bien en el descargador de agua. Revisa periódicamente la salida de fecales y levanta la tapa de la cisterna para ver cómo funciona tu descargador. Evita verter productos sólidos por tu inodoro.

*Puede que la calidad del agua nos juegue una mala pasada. Las aguas duras y ricas en carbonatos nos traerán problemas en las tuberías y desagües. La cal se acumula en las uniones y codos de las tuberías, con lo que corremos más riesgo de obstrucciones ya que el agua fluirá con más dificultad. En estos casos, lo más recomendable es instalar descalcificadores y filtros de agua.

*Vigila las salidas de agua de lavavajillas y lavadoras, es otro punto que puede jugarte una mala pasada por posibles atascos.

 

Una casa con desagües atascados no es confortable y puede generar problemas de salubridad. Realiza un pequeño mantenimiento periódico de tus desagües y todo te irá mejor.