943 945 078

blog

La potencia contratada es la potencia máxima que puede consumirse al mismo tiempo en una vivienda.

En tu factura de la luz pagas dos conceptos diferentes, la parte variable, que es lo que consumes, y la fija, que es la potencia contratada. Esta parte la pagas cada mes, utilices o no la electricidad.

Es importante tenerla en cuenta ya que afecta al gasto energético de tu vivienda. Para saber si la que tienes contratada es la adecuada, lo mejor es hacer una estimación de la que realmente necesitas, para ello te recomendamos realices el Certificado Energético.

Para hacer esta aproximación tendremos en cuenta algunos aspectos:

*Dependerá de los electrodomésticos que tengamos en nuestra casa y de qué uso les de.

*Depende también del número de personas que viváis en esa casa. Cuanto más personas viváis, lo más normal es que queráis enchufar varios aparatos al mismo tiempo, y si son de alto consumo energético, necesitaréis potencia más alta.

Si alguna vez se te ha ido la luz en casa puede ser por dos razones:

*Por un exceso de consumo (por demasiados electrodomésticos conectados a la vez), lo que hace saltar el limitador de potencia

*Porque salta el diferencial. Esto pasa por sufrir una derivación a tierra. No tiene nada que ver con los excesos de potencia consumidos.

Si nunca han saltado los plomos en tu casa en el primer caso, significa que no llegáis a la potencia máxima contratada.

Para obtener una cifra aproximada suma la potencia de todos los aparatos de mayor potencia de tu casa y a esta cantidad suma 1kW por la iluminación y pequeños aparatos.

El resultado lo divides entre 3 ya que normalmente no están todos encendidos a la vez.

El resultado te dará la potencia aproximada que necesitas. Si es inferior a la que tienes, habla con tu compañía eléctrica para que te la adecue.

Ten en cuenta que no es lo mismo la potencia contratada que la potencia instalada, una es la que contratamos con la compañía y la otra es la que puede soportar la instalación de nuestra casa.

Es decir, si el cableado de nuestra instalación no soporta la potencia de los aparatos que enchufamos en ella, corremos el riesgo de sufrir incendios en nuestra instalación.

Algunas compañías eléctricas cuando vas a cambiar la potencia contratada te pueden pedir el Boletín Eléctrico si la instalación tiene más de 20 años.